15 de enero de 2012

ADMIRO A CRISTINA BAJO

Si, admiro profundamente a Cristina Bajo; una escritora nacida en Córdoba (Argentina) y que pasó su niñez en las serranías; su lugar Cabana, al que llama pueblo mágico y de donde habla de  la sensación de plenitud que le hacía sentir el aire fresco mientras cabalgaba por su "Ultima Thule" remedando la frase de Borges .  
Tiene una forma de contar que al leerla siento que estoy junto a ella tomando mate mientras dialogamos.

Es llana, sincera con mucho amor por todo lo que la rodea, por los recuerdos de su infancia, por las costumbres, por sus mayores, (sueña con poder comprar la casa que construyó su padre) respeto por la historia y encantada de las leyendas de su tierra.
Fue maestra rural, se casó, tuvo 2 hijos y como dice ella, otros oficios ya que además de escribir, tuvo una Biblioteca, diseñó ropa artesanal, hizo tapices y habilidosa en la cocina también escribió "Elogio de la cocina" del cual dice que -no solo es un libro de recetas sino de memorias que conviven con esa receta-.
Además de novelas románticas históricas, escribió varias antologías de cuentos basados en leyendas argentinas. Numerosos premios la acompañan.

Los domingos en varias provincias, el diario viene acompañado de una revista llamada Rumbo en la cual con el título de Bajo Relieve, Cristina Bajo escribe. Las recopilo, solo para tener guardado los numerosos temas conque ella nos sorprende.
Esta hermosa leyenda se que es conocida pero me gusta tanto, que deseo que esté en este blog.

Así la cuenta Cristina Bajo:


Me gustan las historias de santas y santos, las leyendas sagradas, las pinturas angélicas y la música sacra.
Quizás todo esto provenga de mi educación, de haber crecido en un colegio de monjas que era casi una granja, donde ayudábamos a recoger la verdura que íbamos a comer y los huevos de los nidales.
En la parte de atrás de la casa de las religiosas, el terreno caía hacia el arroyo de Unquillo, que corría entre márgenes estrechas y altas. Por aquel terreno, había unas habitaciones donde guardaban muebles viejos, trastos, cuadros religiosos y revistas y libros que me fascinaban. En uno de ellos, encontré "La Leyenda del rosario de pétalos de rosas".
La historia que hubiera encantado a Valle Inclán, nace en el Medioevo y proviene de un monasterio de la Orden del Carmen, en Castilla.
Su protagonista es un hermano lego, Joaquín, uno de esos santos inocentes que poco entienden de la vida, pues habitan un mundo
candoroso. Era dicen las crónicas, -rudo y tosco como roble de montaña, pero bueno como un trozo de pan-. Nunca aprendió a leer y escribir, ni le interesaba, así que lo destinaron a cuidar el ganado. Sus compañeros se sentían apenados, pero el estaba contento: era hombre de espacios abiertos y decía que el campo le hablaba.

Pronto dijeron que a causa de su ingenua bondad, la Virgen le cuidaba el rebaño para que pudiese descansar un rato. Y ante la sonrisa de los descreídos, los creyentes hacían notar que ni cuando los lobos hambreados bajaban a las aldeas, le habían tocado un borrego.
Su devoción era rezar el rosario, y solía hacerlo mientras guiaba el rebaño a las barrancas. Pero un día, lo perdió. Sin embargo sin resignarse a su descuido, vio unos juncos flexibles y largos; arrancó un manojo, fue juntando piedritas por el camino y terminó por armar un rosario trenzado en el que las piedras hacían de avemarías y los nudos, de padrenuestros.
Cuando al atardecer, regresó al aprico, dejó colgado el ingenioso rosario en la rama de un enebro para no olvidarlo al día siguiente. Ni  despuntaba el alba cuando Joaquín juntó a las ovejas para llevarlas a pastar. Pero en lugar del rosario de juncos, halló una guirnalda de rosas blancas, separadas de diez en diez por una rosa roja.

La historia considerada milagrosa, atrajo tanto a los devotos que el abad decidió plantar rosales blancos y rojos, muy perfumados por el clima duro de Castilla. Alguien tuvo la inspiración de recoger sus pétalos y macerarlos hasta formar una cuenta dura, que tiene  marcada en la superficie la imagen de la flor. Una vez engarzado, si se lo mantiene en su caja de madera de palo de rosa, aseguran que guarda la fragancia de la flor mientras conservemos la fe.
En cuanto a Joaquín, un día los religiosos oyeron balar a las ovejas en la barraca. El buen lego, que dormía con ellas había desaparecido. Nadie volvió a verlo, pero dicen que hasta hoy se escucha el murmullo de su voz bajo los enebros que perduran en la abadía.


Mas datos sobre Cristina Bajo en: www.cba.gov.ar.  Libros y obras de la autora, biografía, bibliografía.

9 comentarios:

manolo dijo...

Que bonito Relato, que te llena de ternura, como dice Sor Cecilia.

Te felicito por el buen saber escoger y darnos a conocer.

Saludos, manolo

edita martinuzzi dijo...

hola¡¡me encantó tu leyenda conozco el rosario de rosas...los traje del vaticano cuando fui hace cuatro años.-se los regale a mi familia...quedaron encantados ahora les voy a contar la leyenda,.- un beso edita martinuzzi.

JValentina dijo...

Bello relato..me ha encantado...
Una entrada muy buena y me alegro conocer a Cristina Bajo a través de tus palabras
Un abrazo

Luján Fraix dijo...

AY... AMIGA. ADORO A CRISTINA BAJO, HE LEIDO CASI TODOS SUS LIBROS. "EL JARDIN DE LOS VENENOS" ES EL QUE MAS ME HA GUSTADO PORQUE ME ENCANTA LA HISTORIA, HE APRENDIDO MUCHO CON SUS LIBROS Y LO HE APLICADO A MIS ESCRITOS.

CRISTINA BAJO UNA GRANDE.
LA HE RECOMENDADO TAMBIÉN Y ME LO HAN AGRADECIDO.

BESITOS Y GRACIAS POR TAN BELLO TEXTO.

Gladys dijo...

Hola Mabel disculpa la demora en llegar a ti ando un poco complicada con el tiempo, pero ya estoy aquí y es un gran placer leerte una hermosa entrada es bello tener ídolos, a seguir a mi me pasa con algunos de los blog que al leerles es como estar junto a ellos conversando las historias que publican es un lindo sentir, que los intensiva a seguir leyendo una hermosa entrada, amiga.
Un abrazo grande un muchos cariños que tengas un feliz fin de semana.

midala dijo...

Pués que bien me vino pasarme por aquí y conocer a cristina bajo,pués...no la conocia!!!!Milll besitos corazón y gracias por tu sabiduria!

Las recetas de Abunany dijo...

Vengo a través del blog de Mati .

Me ha encantado la historia del rosario !! y tu blog

Un beso , cuídate .
Nancy

Mabel Domínguez dijo...

Querida amigas les agradezco sus amables comentarios y doy la bienvenida a este humilde blog a jvalentina como también a Nancy.Un abrazo

Humberto Dib dijo...

Me gustó tu blog, Mabel, voy a seguirte.
Un cariño.
HD